jueves, 30 de junio de 2016

Alguien ha hecho muy bien su trabajo.



Nunca se le ha escuchado un pensamiento propio, ni ha sido capaz de expresar una mínima idea en Facebook ni en Whatsapp. Alguna vez ha hecho un copia y pega con algún mensaje para que en internet no utilicen esa foto que acababa de subir. Hasta ahí ya llega. Copiar y pegar.
Eso sí, se lanza sin sonrojo a insultar a casi 8 millones de votantes como el que se come un caramelo. Se dedica a poner en las redes sociales o en ese grupo de Whatsapp de sus amigos, esa imagen que le han pasado, en la que con una frase de menos de diez letras es capaz de acusar de complicidad en la corrupción a más de la mitad del país.
Él lo tiene todo claro, él sabe quiénes son los corruptos, él sabe quién son sus cómplices, no necesita demasiadas reflexiones, ni demasiados quebraderos de cabeza. ¿Para qué? Ya se lo han dado todo hecho.
Acusa de borrego a su compañero de grupo, cuando es a él a quien le han lavado el cerebro viendo  horas y horas de televisión. A la cabeza esa televisión nacida en lo más duro de la crisis. Esa televisión nacida en la época que desaparecían negocios y se hundían familias porque el crédito no llegaba. Ellos sí que disponían de crédito. A ellos les llovían millones  con los que comprar los carísimos derechos del fútbol, de la fórmula uno, o de esa serie de éxito internacional. Era la forma de atraer a millones de personas, que luego pasaban a manos de los sicarios de la información, de los SECTARIOS del Prime Time.¿ El objetivo final? Cambiar el signo político del país. Se vivía mejor con aquel presidente que les regaló miles de millones de publicidad que se iba a las televisiones públicas. Televisiones públicas que deberían de ser financiadas después de aquella infamia, con el sudor y los impuestos de esas humildes familias a las que tanto decían apoyar.
Luego el objetivo cambió “habrá que aupar al poder a estos chavales que nos llenan los programas de audiencia”. Unos chavales que de vez en cuando se emocionaban al ver a un energúmeno reventando a patadas a un funcionario. Unos chavales que querían hacer desaparecer los medios de comunicación privados. Qué más da. Pelillos a la mar.
Tampoco había que dar mucha publicidad a la corrupción de los amigos. En febrero de este año entraba en prisión todo una alcaldesa de Jerez, ¿Cuántos de los que se erigen en justicieros de la corrupción del país, se han enterado? ¿Alguien ha visto sus imágenes entrando en la cárcel? ¿Y lo de la Unión Europea reteniendo 795 millones en ayudas a Andalucía? ¿Quién ha informado de eso?  Eso sí, el concejal de Valencia que ha ingresado 1.000 euros en una cuenta, ese sí. A ese le ha visto todo el país, alguien se encargó de filtrar la noticia para que los periodistas tomaran unos buenos han encargado de montar toda una operación con helicópteros, GEOS, y por supuesto cámaras, buenas cámaras para sacarle con las esposas.
Pues bien, esos que se han tragado todo ese sectarismo sin parpadear, ahora van dando lecciones. Ellos son los santos y puros. Qué importa que hayan votado a un partido anclado en una hoz y un martillo con millones de víctimas a sus espaldas! Qué importa que su ídolo quiera que proliferen las armas para que tengamos día sí día no  asesinatos masivos! Qué importa que el Dios de su religión reconozca que recibe dinero de un “país asesino” que humilla a las mujeres y asesina a los “gays”! Qué importa todo eso si probablemente ni se haya enterado, y si se ha enterado se lo han hecho olvidar. Siempre habrá alguna noticia de interés universal como que un concejal quiere celebrar ”El día del machote”, para tapar la corrupción y la indecencia de sus amigos.
Se lo han puesto muy fácil, se lo han dado mascadito, como la papilla a los niños. Le han dicho que viene el avión con la cuchara de potitos y se la ha tragado sin rechistar. Y ahora henchido de soberbia se lanza a las redes, y a los grupos de whataspp a insultar a medio país, incluyendo a su amigo del grupo de Padel. Tiene claro quienes son los culpables, tiene claro quienes son sus cómplices. No necesita pensar.. No quiere pensar. Alguien ha hecho muy bien su trabajo.

No hay comentarios:

ENTRADAS HISTORICAS (AGOSTO 2014)

Agur Jaunak en Dax o "Lo vasco está de moda."


Durante el periplo vacacional de este verano, uno de los lugares de paso han sido Las Landas francesas. Es una zona preciosa llena de grandes lagos y multitud de árboles y bosques que hacen que el conducir por sus carreteras sea todo un placer.

Una de las sorpresas agradable de la estancia por el país vecino ha sido la visita a Dax máxime cuando coincidía con las fiestas de la ciudad. A la fiesta la llaman "Feria" y tiene muchas connotaciones españolas y vascas. Lo primero que sorprendía era ver a toda la gente vestida de blanco con pañuelo rojo al cuello a modo de los San Fermines, también llamaba la atención la gran afición a los toros, de hecho la Plaza de toros era el centro neurálgico de la fiesta. Además de la gran cantidad de gente que llenaba la plaza, había otra multitud alrededor de la misma siguiendo el acontecimiento a través de pantallas gigantes.

Al acabar la corrida, mi sorpresa fue mayúscula cuando observé que a modo despedida tocaban la canción de despedida por antonomasia de los vascos. Nuestro Agur Jaunak. Como se puede ver en el vídeo, allí estaban miles y milkes de personas escuchando en slencio, solemnemente uno de nuestros "himnos", una de nuestras señas de identidad, pero lo más curiosos es que estabamos en un territorio fuera del país vasco, pero incluso fuera de nuestro país vasco francés que engloba Lapurdi, Zuberoa y Nafarroa Beherea.

Ahí tenéis el vídeo como testimonmio de lo que cuento.



Y aquí una fotos de la fiesta "sanferminera"


Yo también me animé a salir a correr las vaquillas, pero esta de pocas me pilla.




Entradas populares